Celebrando a nuestra Madre Santa Clara

Celebrando a nuestra Madre Santa Clara, todas sus hijas reunidas en el corazón de la Iglesia.

“Gracias Señor porque me pensaste, gracias Señor por que me creaste, gracias”.

 

Hermanas con estas palabras de agradecimiento a Dios por nuestra vida y por el don de la vocación como Clarisas Capuchinas deseamos compartir con ustedes  el encuentro que tuvimos con las hermanas Clarisas de nuestro país y con nuestras hermanas de la Federación.

 

Estuvimos reunidas más de 100 hermanas de la Orden de Clarisas y Clarisas Capuchinas en la Universidad de San Buenaventura en  New York los pasados días 12, 13 y 14 de Junio, con la presencia de algunos hermanos de la primera orden. Se dio inicio a la  ceremonia de apertura en la capilla, dándonos la bienvenida  y encendiendo un cirio que  simbolizaba la luz de Clara en medio de nosotras, posteriormente una hermana dio lectura al testamento de nuestra madre Clara y después  con banderitas en mano  nos dirigimos al salón donde los días siguientes serían el centro de reunión para las conferencias que cinco  ilustres  invitados nos impartirían. Sr. María Chiara Stucchi,OSC ; Murray Bodo, OFM; Professor Jean Molesky Poz; Bro. Keith Warner, OFM; Bro. Ed Coughlin, OFM and William Short, OFM., nos invitaron a vivir con pasión y creatividad nuestra vocación, a vivir las beatitudes como Clara y las hermanas en San Damián, a encontrar a Dios en todos los seres, a la unidad, oración y pobreza.

Pudimos experimentar el unir treinta y cuatro monasterios en una sola comunidad celebrando a una sola madre, nuestra madre Santa Clara. Gracias  a todas nuestras hermanas Clarisas por sus atenciones y fraternidad con cada una de nosotras.

 

Concluyendo la celebración en San Buenaventura, nos dirigimos todas las hermanas Clarisas Capuchinas al convento de nuestras hermanas de Wilmington donde como Federación de Nuestra Señora de los Ángeles tendríamos una celebración  especial.

Ya en el convento  nuestra madre Luz María Leyva, presidente de nuestra Federación, nos comunico cual sería el programa para esa tarde y para el día siguiente.

Dimos inicio  con la Santa misa celebrada por el Padre Bill Kraus, seguido de una vigilia con la exposición del Santísimo Sacramento. También se  nos invito esa tarde a acudir al sacramento de la reconciliación  ganando la indulgencia ofrecida en este tiempo de gracia por merito de nuestra madre Santa Clara, y así todas acudimos a este sacramento. Durante  la noche con la Adoración al Santísimo cada una pudimos dar gracias al dador de todos los bienes  por todas las bondades que ha derramado en nuestras vidas.

Al día siguiente iniciamos la oración litúrgica con cantos preparados por nuestras hermanas, al finalizar el rezo de tercia se  reservo el Santísimo. Como una familia todas nos dispusimos a cooperar en los preparativos para las actividades del resto del día, unas con la liturgia, otras en la cocina, en la capilla, en el comedor y otras en la sala donde se expondría los trabajos manuales de los diferentes monasterios.

Más tarde nos reunimos en la capilla donde la madre Luz María y el Padre Bill nos exhortaron sabiamente a seguir siendo  hermanas y siervas de todas, mujeres de oración  y luz en la santa Iglesia como lo fue  Clara y que  por herencia nosotras lo somos ahora.

Además se nos invitó a cada una  a compartir  la experiencia de Dios en nuestra vida. Para el medio día iniciamos con la exposición de los trabajos manuales donde   fuimos testigos de los grandes dones que Dios da a cada hermana para realizar cosas tan hermosas  dándole  gloria.

Ya por la  tarde tuvimos la misa solemne presidida por el padre Bill y concelebrada por los hermanos Capuchinos de Wilmington.

Finalizamos el día  con una cena conviviendo fraternalmente y con el rezo de completas.

Gracias a  nuestras hermanas de Wilmington, Pueblo, Amarillo, Denver y Álamo por  sus oraciones, por su presencia, sigamos juntas  siendo luz en nuestro presente, construyendo el futuro y haciendo historia.

 

Madre nuestra Santa Clara,  ruega por nosotras.

 

 

Hermanas Capuchinas de Álamo, Tx.

 

 

Sr. Teresa

About Sr. Teresa

I am a Capuchin poor Clare sister since 1983.